SOMOS AMICUM

¡Únete a nuestra comunidad!

Image Alt

Centro AMICUM

Un antídoto contra la soledad

.

Puede que seas alguien que sabe relacionarse con los demás y haya personas que te apoyan en todo momento. Aunque no te sientas solo con frecuencia, pueden haber días de desanimo en que los pensamientos negativos dominan la mente. En esos días nos detenemos a reflexionar sobre la vida, nuestros seres queridos y nuestra relevancia como personas. ¡Nos pasa a todos! Para descubrir un antídoto contra la soledad es importante que tengamos presente nuestro propósito y estemos cerca de quien nos necesita. A pesar de tener una vida muy colorida, llena de gratas sorpresas y realizaciones personales, hacer la diferencia en la vida de otras personas es lo que llenará nuestro corazón de felicidad.

Un estudio publicado por el Scandinavian Journal of Caring Sciences se demostró cómo voluntarios que pasan tiempo con personas de tercera edad se benefician a partir del acercamiento personal. Después de escuchar testimonios de 32 voluntarios (entre 48 y 87 años) que forman parte de diferentes organizaciones, los investigadores identificaron cuatro razones que los motivaron a servir desinterasadamente.

.

Los motivos fueron:

  • Hacer el bien a alguien
  • Hacer algo significativo
  • Cumplir con su deber de ciudadano
  • Ser apreciado y necesitado por otra persona

.

.

Los voluntarios eran profesionales de diversas áreas con diferente tiempo de experiencia al servicio de las organizaciones sociales. De acuerdo a sus testimonios, hubieron algunos aspectos que caracterizaron la experiencia de todos ellos.

.

  • Brindar compañía para aliviar la soledad: Los voluntarios sabían que su papel era diferente a la de los profesionales de la salud que también cuidaban de las personas mayores. Por lo tanto, debían dedicar tiempo para construir una relación de confianza y reciprocidad.
  • Enfrentar desafíos emocionales: Hubieron sentimientos de frustración e impotencia frente a situaciones que eran difíciles de manejar. En estos casos la mayoría de los voluntarios tuvo a alguien en la organización a quien acudir cuando era necesario.
  • Ser sensible a las necesidades de aproximación o distanciamiento: Algunos adultos mayores no estaban listos para conversaciones profundas como el de la soledad, por eso fue importante respetar las necesidades de cada uno y saber escuchar.
  • Sentirse recompensado y cambiado emocionalmente: Su labor como voluntarios fue descrita como enriquecedora, significativa y placentera. Esto los hacía sentir valiosos.

.

Para ellos, ser voluntario también fue beneficioso. Al servir a otros encontraron un sentido de propósito que alivió su propia soledad. Aunque compartir pensamientos existenciales y tener conversaciones significativas sobre la vida y la muerte fuera desafiador, esto contribuyó para el crecimiento personal de los propios voluntarios.

.

Servir a los demás puede ser un antídoto contra la soledad

Stephany Espindola tiene 21 años y es estudiante de arquitectura. A inicios del 2017 empezó a visitar un asilo con un grupo de jóvenes universitarios que realiza encuentros semanales con personas de tercera edad. Ella se identificó con la labor que realizaban en ese lugar, así que decidió unirse al equipo de voluntarios. Después de un año de experiencia, Stephany se convirtió en la líder del grupo. Junto a ella, 40 jóvenes más alegraban las tardes de sábado en el asilo.. Ya sea a través de la música, el carisma o la paciencia para escuchar, cada uno servía de acuerdo a sus talentos.

La mayoría de las personas del asilo no recibían visitas de los familiares. Por eso, la labor de Stephany y su equipo era importante en aquel lugar. Quien visitaba el asilo regresaba con una perspectiva diferente de la soledad, pues reconocía que las personas que viven allí se sienten muy solas. Estar en contacto con los ancianos del lugar era una experiencia que, además de gratificante, le daba un propósito. «A veces me sentía triste y desanimada, pero conversar con ellos me hacía tener disposición y más ganas de ayudarlos.», recuerda Stephany.

.

El alma generosa será prosperada; Y el que saciare, él también será saciado.

Proverbios 11:25

.

Cuando te sientas solo y desanimado, recuerda que eres una persona valiosa que tiene mucho que ofrecer. Acércate a alguien que necesite compañía y verás que tu también recibes cuando das. ¡Preocuparte por otros y ponerte en su lugar puede ser un antídoto eficaz contra la soledad! Para conocer otras formas de vencerla, haz clic aquí.

Periodista y productora de contenido

Escribe tu comentario